Las PYMES, indispensables para el tejido empresarial español - El blog de ESERP

Las PYMES, indispensables para el tejido empresarial español

21 abril 2015

¿Sabías que, según el Directorio Central de Empresas (DIRCE), a 1 de enero de 2015 había en España un total de 3.182.321 empresas? ¿Y que el 99,88% eran PYMES (con entre 0 y 249 asalariados)? En el siguiente texto te presentamos los datos más destacados que se encuentran incluidos en el Retrato de la PYME que elaboró y presentó el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

¿Qué es el tejido empresarial?

Antes de comenzar el post, debemos aclarar qué es el tejido empresarial. Se trata de un factor clave en el desarrollo económico de un país que tiene su base en la productividad de las empresas. El tejido empresarial también se mide por la cantidad de negocios que existen en un territorio, así como el sector al que se dedican y su tamaño. Es necesario potenciar el tejido productivo y empresarial de un país, haciéndolo más incluyente, sólido y competitivo. Conociendo el tejido empresarial de un país, conocemos cómo son las empresas que se encuentran en ellos. Como hemos mencionado, en España lideran las pequeñas y medianas empresas (PYMES).

En los últimos años, el tejido empresarial español ha experimentado un elevado crecimiento internacional, liderado por grandes compañías como pueden ser Repsol, Iberdrola, Telefónica, Santander, BBVA, Indra; entre otras. Aunque la mayor parte del tejido empresarial español, se compone de pequeñas empresas que se mueven a menudo en el marco de la economía local.

¿Cómo es el tejido empresarial español?

El tejido empresarial español está constituido esencialmente por pequeñas y medianas empresas. En comparación con la Unión Europea, las microempresas (aquellas que tienen entre 0 y 9 empleados) suponen el 95,9% del total de empresas españolas, 3,2 puntos por encima de la estimación para todo el conjunto de la UE que se tuvo en el año 2014 (92,7%).

Es decir, casi la totalidad de las empresas que había en España a fecha 1 de enero del año pasado eran compañías que contaban, como mucho, con 249 asalariados.

Acuerdo entre ESERP y el portal de empleo InfojobsPor número de trabajadores, estas últimas (0-9 trabajadores) ocupan un 32,6% del total de trabajadores, mientras que el porcentaje de las pequeñas (10-49) no supera el 20%. Por último, las medianas, es decir, aquellas que tienen de 50 a 249 asalariados solo ocupan al 14,6% de los trabajadores. En total, las PYMES generan dos tercios del empleo empresarial español, dejando solo un tercio a las grandes empresas.

Pero no solo generan la mayoría de puestos de trabajo, sino que siguen creciendo en número de empleados, ya que según queda reflejado en el informe, hay un crecimiento porcentual de más del 1,5%, lo que se traduce en 116.515 puestos.

Las empresas españolas en comparación con la Unión Europea

La mayoría de empresas españolas tienen un tamaño medio inferior al del resto de países de la Unión Europea. Esto es consecuencia de la baja participación de las pymes nacionales, ya que las pequeñas y medianas empresas aportan alrededor del 40% del empleo en España, frente al 50% de los principales países europeos como son Francia, Alemania, Italia, Portugal e Inglaterra

El tejido empresarial español se caracteriza por la pequeña dimensión de sus empresas, con un promedio de 4,6 trabajadores. Sólo Italia y Portugal quedan por debajo de este ratio, frente a los 12 empleados de las empresas alemanas.

43388473 - closeup young businesswoman hiding sitting in the carton box working on laptop computer

La dimensión media de las empresas españolas es inferior que la de otros países. Podemos decir que en España tenemos “microempresas” en comparación con el resto de países europeos. Esta asimetría provoca que la dimensión media de las compañías españolas sea bastante reducida en comparación a la de otros países con un grado de desarrollo muy parecido.

Según varios expertos en economía, si España tuviese una estructura empresarial como el de alguno de estos países mencionados, la productividad aumentaría aproximadamente un 13%. Asimismo, la mayoría de expertos económicos, creen que el tejido empresarial español es de menor calibre y, por este motivo, es más vulnerable a los cambios en épocas de crisis económica.

Algunos de los retos que debe plantearse el tejido empresarial español para intentar lograr un mayor nivel de competitividad (en comparación con la UE) son: la capitalización de empresas (a nivel  económico y de personal), la innovación técnica y organizativa (cada vez más enfocados al mundo digital) y su expansión internacional. Además, a medida que las compañías ganan tamaño, generan empleo más estable y con salarios más elevados.

Los componentes del tejido empresarial español por sectores

Si atendemos a los resultados por sectores, nos damos cuenta de que el 81,1% de las empresas ejercen su actividad en el sector servicios, con el comercio sobresaliendo por encima del resto (un 24% del total), ya que una de cada cuatro empresas que hay en España pertenece a este sector.

Por número de empleados, en el sector de la industria casi 9 de cada 10 son microempresas, mientras que en la construcción 61 de cada 100 son microempresas sin asalariados. En ningún sector las PYMES representan menos del 99,6%.

Como puedes observar, tu futuro es muy probable que se encuentre dentro de una pequeña o mediana empresa del tejido español, ya sea trabajando en ella o incluso, liderándola. Si esta es tu meta, te recomendamos cursar el Máster en Dirección de Empresas Familiares y PYMES de ESERP, la mejor forma de aprender el know-how en la gestión del valor de una marca o las habilidades directivas que te permitan llevar a buen puerto tus ideas, entre otras cosas. ¿A qué esperas para informarte?

COMPARTIR